Mímesis en planta trepadora

B trifoliolata  

Una planta trepadora nativa de Chile posee una habilidad extraordinaria: polimorfismo mimético. Es capaz de imitar las hojas de plantas cercanas a sí para protegerse de animales herbívoros.

 El cambio en las hojas de la Boquila trifoliolata es profundo; puede imitar desde el tamaño, el matiz, la forma y la orientación hasta los patrones de venación del follaje adyacente. El mimetismo es un rasgo frecuente en el reino animal y aunque algunas especies de lepidópteros (por ejemplo, la polilla Callimorpha dominula) poseen polimorfismo mimético, se trata de la primera vez que es reconocida en una especie vegetal. Hay insectos que imitan la apariencia de una pequeña rama y su oscilar en el viento y otros que ostentan la efigie de una serpiente en posición de ataque. B. trifoliolata va más allá: en una misma cepa, en una sola parra, puede imitar varias especies (o huéspedes) diferentes, en algunos casos sin contacto directo.

El estudio de esta planta trepadora, publicado en Cell: Current Biology, comparó los índices de supervivencia de sus hojas en tres posiciones distintas: aisladas en troncos de árboles, en el suelo en busca de un huésped y rodeadas de las hojas de otra especie. Los investigadores, de la Universidad de Concepción, descubrieron que cuando las hojas se encuentran en el suelo, los herbívoros (escarabajos y otras especies) las consumen 33% más que cuando se encuentran entrelazadas con una planta huésped. En el peor de los casos, la planta trepadora pierde 100% más de su follaje mientras está en el tronco de un árbol.

Por ahora, se desconoce la razón del polimorfismo mimético de la B. trifoliolata, aunque se han sugerido varias hipótesis. Lo más desconcertante es que la mímesis ocurre aun cuando la especie modelo no esté en contacto directo con la trepadora. Otros estudios han revelado, por ejemplo, que compuestos orgánicos volátiles emitidos por una planta tienen efectos específicos en plantas vecinas, tales como la inducción de metabolitos secundarios, un incremento en la expresión de genes relacionados con la autodefensa y, sobre todo, múltiples cambios en el transcriptoma (el conjunto de moléculas conocidas como ARN mensajero).

Boquila trifoliolata

De cualquier manera, se trata de un campo de investigación todavía virgen: las señales aéreas de planta a planta. No se conoce nada sobre el mimetismo de hojas por reprogramación inducida de genes en el organismo imitador. Otra hipótesis, que suena a fábula, es la transferencia horizontal de genes en la escala ecológica y puede ser llevada a cabo por intermediarios como microorganismos en el aire. Esto se ha especulado pues el mimetismo se observó con respecto al follaje más cercano a la trepadora, sin importar si este follaje pertenece al árbol huésped o al que la trepadora ha subido.

Una nota acerca del ARN mensajero, aún poco entendido en la mayoría de los organismos, es parte de lo que algunos llamaran ARN y ADN basura. Hoy se les conoce, de forma más precavida, información genética no codificante.

Autor: IIEH

Fuentes:

Mimetismo de las hojas de una planta trepadora protege contra herbívoros

Parra “camaleón” descubierta en Chile