La historia natural del perro doméstico

Perro crestado rodesiano, raza de origen sudafricano usada para la caza y la compañía
 

Un amplio estudio genético ha definido la historia natural del perro a partir del lobo gris, desde sus primeros contactos con compañeros humanos hace unos 33 mil años.

Los perros son uno de los soportes menos obvios detrás de varias transiciones importantes que ha sobrevivido la humanidad. En nuestra era de nomadismo, el perro nos dio su compañía y su agudeza visual y olfativa para la cacería y recolección. Junto al fuego, fue el guardián de campamentos durante las noches donde merodeaban todo tipo de depredadores más fuertes y más rápidos que el hombre. Durante la transformación social más profunda de la humanidad, el paso de ser recolectores nómadas al sedentarismo agrario, los perros fueron trascendentales: nos proveyeron la clave en la domesticación de otros animales y fueron los primeros pastores.

El perro, se sabe, es producto de la selección artificial que comenzó alrededor de 33 mil años en Asia central. Mediante el control reproductivo a manos del ser humano, se seleccionaron al principio fenotipos de lealtad, compañerismo y habilidad en la caza. El lobo gris y el lobo de Taimyr se consideran los ancestros del perro, que fue, con mucho, el primer animal domesticado. Ahora bien, el origen y la evolución exacta del perro doméstico sigue provocando controversia no sólo entre la comunidad arqueológica sino, más recientemente, entre los genetistas. Un estudio publicado esta semana en Cell Research, llevado a cabo por científicos del Instituto Kunming de Zoología y otras instituciones, comparó el genoma de 12 lobos grises, de 27 especímenes de perros primitivos de Asia y África y de una colección de perros de 19 razas de todo el mundo. La evolución de Canis lupus lupus a Canis lupus familiaris se ha desempañado un poco con las revelaciones que encontraron los genetistas en este estudio internacional.

Perro pomerania miniatura, raza diseñada para la compañía y para ser acariciados
 

Como se dijo, se considera que los orígenes del perro se encuentran en Asia, y este estudio lo confirmó: los perros del sur de Asia Oriental tienen una mucho mayor diversidad genética y son el grupo más basal (los que se separaron más temprano del linaje del lobo gris). Aunque el origen fue en Asia, hace 33 mil años, el perro nos siguió a todos los continentes y, como especie, representa una de las colecciones más grandes de diversidad fenotípica de cualquier especie viva en nuestra planeta. Si bien al principio se les seleccionó por las características mencionadas, se criaron razas especializadas en cientos de actividades diferentes, desde el tiro de trineo hasta la asistencia de invidentes. Algunas razas, sin embargo, sufren a causa de problemas provocados por su rápida especiación y su compañía con el hombre: desde trastornos cardiovasculares hasta la obesidad.

La historia de la domesticación, que en cierto grado aclara este estudio pero sin resolverla, es extremadamente compleja. Después de desarrollarse durante varios miles de años en Asia Oriental, un subgrupo de perros se extendió hacia el Medio Oriente, África y Europa. Hace unos 15 mil años, uno de estos linajes regresó al norte de lo que hoy es China y se mezcló con linajes endémicos de Asia para producir un nuevo linaje, que viajaría a las Américas. Mientras tanto, se ha establecido que el dingo australiano desciende de linajes antiguos de Asia Oriental. El estudio, considerando la diversidad fenotípica y genómica, ha ofrecido una cifra de la población fundadora de perros: 4600 individuos.

Estudios anteriores habían explorado la posibilidad, todavía vigente, de que el perro doméstico se haya originado en varios lugares aislados. El rastro de pistas genéticas se confunde exponencialmente si consideramos que el perro doméstico se siguió mezclando con el lobo en varias partes del mundo. A la fecha, el lobo y el perro pueden producir crías fértiles en todas las generaciones subsecuentes. La abundancia de mezclas con perros ha causado que el número de lobos híbridos aumente sin control en varias regiones del mundo. En este párrafo final cabe recordar la otra gran duda en la historia natural de los perros: el mecanismo empleado en su domesticación.

Autor: IIEH

Fuentes:

Fuera del sureste de Asia: La historia natural de los perros domésticos

Estudio de ADN de perros revela el increíble viaje del mejor amigo del hombre

Secuenciado de genomas revela la dinámica historia temprana de los perros

Tags: , ,