El primer pez de sangre caliente

Pez opah
Lampris guttatus, o pez opah, es el único pez conocido que controla su temperatura corporal

De acuerdo a un estudio publicado esta semana en la revista Science, científicos de la Universidad de California en San Diego han identificado el primer pez de sangre caliente que se conoce a la fecha.

El opah, un vistoso pez que habita en la zona mesopelágica de casi todos los océanos del mundo y del que se sabe muy poco, posee la capacidad de controlar su temperatura corporal, conocida como endotermia. Esta función metabólica, que hasta ahora había separado a los mamíferos y aves de otros animales, le permite nadar con mayor rapidez, reaccionar más rápidamente y capturar a sus presas con más efectividad. La zona mesopelágica del mar, entre 200 y 1000 metros bajo la superficie, tiene temperaturas de hasta 4 grados centígrados, aunque el opah puede aumentar su temperatura corporal alrededor de 5 grados centígrados más.

Cabe notar que los términos de “sangre fría” y “sangre caliente” han caído en desuso en la biología contemporánea. La sangre de animales típicamente de sangre fría, como la de ciertos reptiles, puede alcanzar temperaturas muy altas a ciertas horas del día. Por el otro lado, la sangre de algunos mamíferos se puede enfriar en ciertos estados, como durante el torpor o letargo de los murciélagos. Hoy en día se emplean términos como endotermo (controla su temperatura internamente), ectotermo (su temperatura depende de la temperatura ambiental) y homeotermo (mantiene una temperatura constante).

La endotermia de cuerpo entero del opah (Lampris guttatus, una de las dos especies conocidas en el mundo) se debe a la agitación constante de sus aletas pectorales que semejan alas. A diferencia de otros peces, el opah distribuye sangre caliente a todo su cuerpo, incluyendo el corazón, mejorando su desempeño fisiológico y acelerando la función de órganos internos mientras caza en las aguas ricas en nutrientes pero extremadamente frías de la termoclina oceánica.

Hasta hace poco, el opah había sido colectivamente ignorado por la pesca comercial y la ciencia, y era más bien un trofeo especializado de la pesca profunda. Recientemente, la carne del opah ha sido puesta a la venta en mercados y su popularidad está creciendo, no tanto por su sabor o su textura, mediocre y fibrosa, sino por su apariencia exótica.

Autor: IIEH

Fuentes:

Endotermia de cuerpo entero en un pez mesopelágico, el opah, Lampris guttatus

Primer pez de sangre caliente identificado