Advierten de crisis por sequía

Alejandro Ramos
Reforma, México, 23 mayo 2012

Los Gobiernos federal y de la Ciudad de México deben declarar la crisis por sequía en el valle de México y aplicar estrategias de contingencia hídrica a mediano y largo plazo, vinculadas al cambio climático, ya que estas situaciones serán más graves en el futuro, advirtió Gerardo Ceballos, investigador del Instituto de Ecología de la UNAM.
El experto precisó que no es la primera vez que las presas del Sistema Cutzamala indican un riesgoso descenso en el almacenamiento del agua; el más cercano fue en 2008 y 2009; y además de que se presenta una sequía prolongada en todo el País, señal de que este tipo de episodios serán más graves en el futuro.
"Pese a tener un problema serio, hay autoridades que tratan de minimizar el tema de los extremos climáticos. El asunto no es si lloverá más o menos este año; el problema de raíz está en que el calentamiento global nos está imponiendo severos retos y ello exige programas a largo plazo.
"Cada año, el Distrito Federal enfrenta diversos episodios de desabasto severo. Hoy mismo con las campañas políticas existe un reclamo de la gente de las zonas oriente, sur y poniente de la Ciudad que se quejan por los tandeos, por la falta de pipas de agua y porque siempre tienen un servicio irregular de abasto pese a que se encuentran en la mancha urbana regular", expuso el también biólogo.
REFORMA publicó ayer que las siete presas del Sistema Cutzamala (que abastecen con el 25 por ciento del total del líquido al DF) actualmente tienen un nivel del 53.7 por ciento de su capacidad, apenas para cubrir la demanda de los próximos 8 meses en caso que no lloviera suficiente.
"La población necesita de esquemas claros y precisos en los que la Comisión Nacional del Agua. (Conagua) y el Sistema de Aguas de la Ciudad de México indiquen acciones claras a mediano y largo plazo. De nada servirá este o el próximo año si los bajos niveles de las presas del Cutzamala no se superan; urgen programas integrales, estratégicos y de inversión vinculados al cambio climático", insistió.
Ceballos añadió que zonas como Cuajimalpa, Tlalpan, Tláhuac, XochímiIco y Milpa Alta, con humedales y suelo de conservación, enfrentan actualmente el problema del desabasto, y ninguna autoridad aclara por qué cada año se vive la misma situación y hasta en peores condiciones. Esto lo mitigan con caravanas de pipas de agua, la cual extraen de los pozos sobreexplotados.
"Es indudable que la sequía la tenemos, las lluvias se atrasan y las precipitaciones son menores. Esto lo estamos viviendo cada año con mayor o menor prolongación, y, de acuerdo con reportes científicos, la situación no es nada favorable en las próximas décadas", puntualizó.
El investigador recomendó a la población intensificar la instalación de sistemas de captación de agua de lluvia para reutilizarla en baños, limpieza y riego, y a las autoridades les demandó aplicar ahorros permanentes, aplicar un costo real por el agua, y que también apliquen un plan agresivo de detección y corrección oportuna de las fugas de agua en redes primarias y secundarias.